El proyecto que ya está adjudicado, tiene un plazo de ejecución de dos meses

El Ayuntamiento de Suances y la Junta Vecinal de Hinojedo han comunicado que la pedanía contará próximamente con una pista de pump track, una infraestructura deportiva que se construirá en la zona de La Junquera, en el entorno del campo de fútbol del Club Minerva.

Esta iniciativa tiene su origen en una petición muy especial, la realizada por muchos de los niñas y niñas del pueblo de Hinojedo que no dudaron en recoger firmas hace unos meses por el pueblo para demandar la construcción de esta infraestructura y poder dotar así a la zona de una alternativa más de ocio saludable de la que poder disfrutar a la vez que se practica deporte.

Desde la Junta Vecinal, su presidente, Daniel Sáiz, ha explicado que una vez recibidas estas peticiones por los jóvenes vecinos y valorada la solicitud, la junta vecinal no dudó en trasladar la iniciativa al Consistorio suancino, donde su alcalde, Andrés Ruiz dio el visto a la viabilidad de la propuesta realizando las gestiones oportunas en materia de solicitud de subvenciones y destacando asimismo la importancia de continuar apostando por la dotación de infraestructuras y servicios para el disfrute de los vecinos y vecinas de los pueblos de Suances.

 

En este sentido, el Ayuntamiento ha recibido a través de la Dirección General de Deportes, la cuantía de 50.000 euros para la construcción de esta infraestructura deportiva, cuyas obras, tras el procedimiento correspondiente de licitación, ha sido adjudicada a la empresa Poolsport Soluciones S. L. teniendo un plazo de ejecución de dos meses.

Datos técnicos

La actuación de la pista de pump track prevista para Hinojedo presenta una ocupación total de 860 metros cuadrados y 121 metros lineales de recorrido total. En cuanto al diseño, este se presenta en dos curvas de 180 grados, una recta principal y una zona de bifurcación.

Los trabajos comenzarán con el replanteo y nivelación del terreno y se procederá al movimiento de tierras, en este proceso se aportará tierra compactada sobre el terreno y se formarán capas de 20 centímetros de zahorra natural perfilando los obstáculos y curvas representados en planos.

A continuación, se extenderá el pavimento de 10 centímetros de espesor, realizado con mezcla bituminosa en caliente para capa de rodadura en una superficie aproximada de 335 metros cuadrados. Finalmente, la señalización se llevará a cabo con una marca vial reflexiva continua en las zonas curvas con pintura acrílica.